¿Qué son los esteroides anabólicos?

Tener un físico musculoso es el sueño de muchos hombres y mujeres. En la ardua tarea de modelar su cuerpo, muchos jóvenes asisten a un gimnasio y refuerzan sus rutinas con la ingestión de esteroides anabólicos. Desgraciadamente muchos desconocen que estas sustancias son consideradas como drogas, lo que significa que su posesión sin prescripción médica podría considerarse un problema legal y, por otro lado, ignoran o restan importancia a los efectos secundarios de su consumo.

¿Qué son los esteroides anabólicos?
Son sustancias sintéticas relacionadas con las hormonas sexuales masculinas (testosterona) su uso médico incluye algunos problemas hormonales en hombres, pubertad tardía y pérdida muscular debido a ciertas enfermedades. Los fisicoculturistas y los atletas suelen consumirlos para crear masa muscular y mejorar el desempeño atlético, aunque su consumo es ilícito y nocivo.

¿Cuáles son sus efectos?
Originalmente la testosterona es responsable de generar las características sexuales en el hombre, como el desarrollo de los genitales, el crecimiento de la barba y el vello corporal, el tono grave de la voz, el crecimiento muscular, la fortaleza ósea, la distribución de la grasa corporal y la líbido. En general, todo lo que se refiere a anabólicos implica crecimiento.

¿Cuáles son los usos extra médicos de los anabólicos?
Mejoran la capacidad de síntesis de proteínas en diferentes partes del organismo, favorecen el aumento del número de glóbulos rojos, mejorando el transporte de oxígeno a todos los tejidos, estimula la hipertrofia muscular (aumento de volumen), la fuerza, la capacidad para realizar ejercicio de alta intensidad y reduce la grasa corporal.

¿Actúan los esteroides en otros sistemas del cuerpo?
Los esteroides actúan en los principales sistemas del cuerpo, generando cambios bruscos en:

  • Sistema reproductor y endocrinológico: Tienen acción sobre diferentes hormonas importantes en la función reproductora de la mujer. En los hombres su efecto incluye a los testículos, disminuyendo su tamaño (atrofia) y actividad, lo que da como resultado una alteración en la forma y número de espermatozoides así como en la producción natural de testosterona.
  • Cardiovasculares: hipertensión arterial, arritmias, hipertrofia ventricular y triglicéridos.
  • Hígado: Produce más hormonas hepáticas, lo que puede resultar en una lesión en este órgano. Aunque no es muy frecuente, se producen algunos tumores de comportamiento maligno y de mal pronóstico.
  • Dermatológico: acné, alopecia y quistes sebáceos.
  • Adolescentes y jóvenes: Puede producir un cierre prematuro de los cartílagos del crecimiento de los huesos largos y una pubertad precoz.
  • Mujeres: Se producen efectos secundarios como es el caso del crecimiento de barba y vello con distribución varonil, aumento del tono grave de la voz, calvicie con un patrón masculino, aumento del tamaño del clítoris e irregularidades en el ciclo menstrual.
  • Los efectos psicológicos pueden ser una mayor agresividad y, en ocasiones, manifestaciones maníacas y depresivas. Las personas que presentan trastornos mentales, como esquizofrenia o depresión, pueden sentir un incremento en los síntomas por el uso de anabólicos.

    ¿Cuáles son los efectos al suspender su consumo?
    La suspensión de estas sustancias en consumidores crónicos se acompaña de apatía, depresión y reducción de la autoestima; también es causa de cefalea (dolor de cabeza), espasmos musculares, aumento de la tensión en los músculos, náuseas, vértigo y retención de líquidos.

    Por esta razón que el consumo de estas sustancias puede ser dañino a corto o largo plazo. Al principio se pueden obtener los resultados deseados, mediante el aumento de masa muscular o definición de la masa, pero su uso excesivo, tiende a generar problemas en la salud e incluso la muerte.


    Si requiere de mayor información llene nuestra forma de cont@cto.

    NO OLVIDE CONSULTAR A SU MÉDICO